La primera cuota se debita a los 30 días de transcurrida la fecha de liquidación de tu préstamo. Si necesitás una fecha de vencimiento distinta, debés informarlo a tu ejecutivo comercial al momento de realizar la gestión. Tené en cuenta que la primer cuota será distinta a las siguientes.